martes, 4 de septiembre de 2012

999 hermanas ranas se mudan de charca

Una historia que habla sobre generosidad, valentía, solidaridad, fuerza... y de la que son protagonistas una familia de ranas que tienen que buscarse otra casa, por motivos de espacio:
"¡Nos mudamos! ¡Poing, pong-pong! En fila, seguid a vuestro padre."
Después de un accidentado viaje:
"¿Falta mucho?. Tengo hambre. Tengo sed"
Parece ser que también las ranitas llevan igual de mal eso de los viajes, y claro! como a ellas no se les puede poner una peli mientras....
Un viaje accidentado donde juguetean sin saberlo con la cola de una gran serpiente, surcan el cielo en las garras de un milano, y al final caen, desde una altura enorme, en una gran charca que será su hogar definitivo, y donde pueden vivir felices y contentas, sin estrecheces. "¡CROAC, CROAC!"
Una historia tan sencilla como enternecedora de la que tiene mucha culpa su ilustrador Yasunari Murakami por sus encantadoras, sencillas y tiernas imágenes. Precioso cuento que te hará sonreir cuando lo estés leyendo y, lo más importante, te dejará al finalizar una gran sonrisa en el corazón.
(Tit: 999 hermanas ranas se mudan de charca. Kimura, K; Murakami, Y. Barbara Fiore, 2003)

No hay comentarios:

Publicar un comentario